Los acontecimientos

Los acontecimientos son encuentros masivos, espontáneos, fugaces. Mientras duran, la ciudad se altera, sus códigos de uso cambian, las apropiaciones del espacio mutan. La imagen se vuelve desconocida, la función inútil, la percepción: otra. La ciudad, por un momento, ya no es la misma.

En estas situaciones eventuales, tras el lente de la cámara, el espacio urbano –distorsionado por un acontecimiento- se percibe como espacio escénico.

El hecho de filmar los acontecimientos urbanos, permite una aproximación posterior a esa ciudad efímera, permite descubrir nuevas ficciones.

 

“Cuando un artista crea una imagen, siempre está también superando su pensamiento, que es una nada en comparación con la imagen del mundo captada emocionalmente, imagen que para él es una revelación. Pues el pensamiento es efímero: la imagen, absoluta”.

Andréi Tarkovsky. Esculpir el tiempo.

 

EL MUNDIAL DE FÚTBOL

 

El mundial de fútbol realizado en Montevideo en el año 1930, alteró la imagen de la ciudad de diferentes maneras.

En primer lugar, con la construcción del Estadio Centenario, que hasta el día de hoy constituye un hito en el imaginario montevideano, con la Torre de los Homenajes, como referencia para la ciudad. En segundo lugar, por la victoria del equipo uruguayo y los festejos que colmaron la avenida 18 de Julio; probablemente el primer evento masivo registrado con una cámara en Montevideo.

GRAF ZEPPELIN SOBREVUELA MONTEVIDEO

 

El pasaje del dirigible Graf Zeppelin por el cielo montevideano fue una fugaz alteración urbana, que no dejó rastro más allá de los registros, fotografías y videos caseros, documentos que prueban lo sucedido. La filmación del pasaje del dirigible por la ciudad creó formas arquitectónicas insospechadas: únicas, irrepetibles y delirantes.

CONFLICTOS PREVIOS A LA DICTADURA: Visita del Presidente Johnson y muerte de Liber Arce

 

Hacia finales de la década del 60, se realizan una serie de películas que registran los conflictos entre civiles y policías y militares, adelanto de los tiempos que se avecinan. Las películas muestran imágenes de una ciudad que aparece transformada, atacada. Los grandes edificios, hitos de la ciudad, son testigos de esta época turbulenta, y así se exhiben. La imagen que se construye alrededor de estos, es otra.

Hay una idea de ciudad tomada, que se ha salido de control. La experiencia simbólica de la ciudad ha cambiado.

 

“En la Facultad de Medicina me puse detrás de los policías, y detrás de los policías en la escena de Arquitectura, donde yo creo que, quizás por primera vez en la historia uruguaya, se filmó un revólver disparando con humito y todo. Como yo estaba atrás, recibía las piedras que les tiraban los estudiantes. (…) Bueno, fue hábil de mi parte, porque ahí se ve cómo tiran las piedras los estudiantes, pero además está esa escena al final, en la cual los policías aparecen esquivando las piedras y eso lleva a una ironía grande”.

Mario Handler. Retrato de un caminante.

RITOS URBANOS: Desfile de Carnaval, Desfile de Llamadas, Fiesta de Iemanjá

 

Los ritos urbanos son una constante en los modos de expresión y comunicación de la cultura de la ciudad. Son acontecimientos que aparecen de forma periódica y se llevan a cabo a través de manifestaciones masivas, populares, folclóricas, que colonizan sectores de la ciudad. Éstos contienen y generan distintos símbolos y formas al entrar en acción, y se manifiestan en la ciudad de un modo diverso y complejo, pero siempre alterándola y cargándola de nuevos significados. A diferencia de otros tipos de acontecimientos, los ritos urbanos son fenómenos que se repiten en el tiempo. No son sorpresas, no son espontáneos. Son programados. La ciudad se prepara para estos rituales, la ciudad acepta su cambio de forma y de uso, adaptándose a ellos. A pesar de esto, no pierden su condición de fugaces. Desaparecen y la ciudad vuelve a su forma habitual. Permanecen únicamente en los registros que la fotografía o el cine hacen del acontecimiento.